La escasez de gasolina en el estado Bolívar ha llevado a los comerciantes a elevar sus precios debido al alto costo que pagan los distribuidores para abastecerse de gasolina y seguir laborando. 

A pesar de que muchos ciudadanos se han preocupado por el desabastecimiento de los anaqueles en supermercados, bodegones y farmacias; esto aunque es probable, no ocurrirá pronto, porque los distribuidores aún pueden trabajar. 

Aquellos negocios que no trabajan con distribuidores, sino que tienen que ir hacia algún lugar a buscar mercancía, son los más afectados. Tienen que gastar gasolina que luego no podrán reponer en estaciones de servicio; sino que tendrán que pagar hasta 60 dólares para llenar sus vehículos. 

Bodegones han aumentado precios

Firaz Nasser, dueño del bodegón Los Cuates, aseguró estar abriendo con normalidad, dentro de lo que las autoridades han establecido. Comentó que como comerciantes no han podido abastecerse de gasolina, sin embargo han tenido que resolver. 

Con respecto al tema de los precios, los distribuidores han aumentado los precios de los productos para poder reponer los gastos en gasolina. Productos como la carne, subieron de 1,8 dólares a 2,7 dólares, el kilogramo de queso de 2,75 dólares pasó a costar 3,75; y la caja de huevos de 38 que costaba, aumentó a 55 dólares. Afirmó que otros distribuidores siguen despachando con regularidad, pero sin entregar el inventario completo. 

Abastecimiento de farmacias

El Dr. Elias Issa, propietario de la farmacia Farmart, comentó que han podido surtir 20 litros de gasolina cada tres días, lo cual les ha permitido seguir trabajando de manera fluida. Con esa gasolina, asegura haber empezado a prestar servicios de delivery, para aquellas personas que no pueden trasladarse. 

El único problema que han tenido ha sido con el despacho de los productos de parte de los distribuidores. Contó, que siempre han tratado de pedir grandes cantidades de productos; tomando en cuenta el tiempo de distribución que es muy lento por la escasez de gasolina.

Issa, al ser dueño de droguerías en varios estados del territorio nacional, aseguró que la cantidad de pedido que se solicita es por la dificultad de abastecer a todos sus establecimientos. Hace esto con el fin de poder mantener unas despensas que duren entre dos y tres semanas, para volver a reabastecerse. Con respecto a los precios, afirmó que han subido, sin embargo desconoce si ha sido por el precio de la gasolina o por el precio del dólar. 

Algunos medios de comunicación han sido surtidos

Un medio de comunicación de Guayana, cuyo nombre prefieren resguardar; comenta que cada tres días han podido abastecerse de 20 litros de combustible. Destacaron que solo les permiten surtir de gasolina aquellos carros que tienen rotulado el logo de la empresa. 

Actualmente mantienen sus puertas cerradas y los recorridos los hacen esporádicamente por la poca gasolina que les surten. La última vez que salieron fue el lunes de la semana pasada y solo se dirigieron a lugares puntuales, comentó uno de sus periodistas. 

La poca distribución de gasolina ha sido explicada como una medida para mantener el distanciamiento social durante la pandemia, sin embargo, es sabido que el país tiene más de tres años con problemas de combustible; por lo que se cree que esta medida no es más que una excusa de la administración de Maduro para ocultar el verdadero problema.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here