Los bolivarenses han optado por los juegos de mesa, dvd’s pirateados y plataformas digitales como método de distracción, debido a que ya hace más de un mes que Directv Venezuela decidió cesar sus operaciones en el país debido a un dilema legal entre Estados Unidos y Venezuela para mantener la señal de la empresa norteamericana en tierras venezolanas.

Según la Cámara Venezolana de Televisión por Suscripción (Cavetesu), Directv era el medio de entretenimiento de este tipo más económico al que tenía acceso el venezolano. Ellos describieron este cierre como “un apagón del entretenimiento más accesible que tenía el hogar venezolano”, haciendo referencia a que se había ido del país el mayor operador de señal abierta que había estado en Venezuela desde hace más de 20 años.

De acuerdo con la Comisión Nacional de Telecomunicaciones de Venezuela (Conatel), Directv contaba con 1,99 millones de suscriptores al cierre del primer semestre de 2019, lo que representa 45,3% del mercado de televisión por suscripción del país.

En Bolívar han buscado cómo entretenerse

En el sector Campo C de Ferrominera del Orinoco, ubicado en la parroquia Cachamay de la ciudad de Puerto Ordaz; la familia Requena Moya ha tenido que distraerse de otra manera a la acostumbrada, producto de la salida de Directv del país.

Las películas pirateadas en dvd’s se convirtieron en la nueva televisión para ellos, así como también los canales del Gobierno cuando no queda más nada que ver. Leer como método de distracción y hacer ejercicio en familia también se han vuelto parte de la cotidianidad.

En el sector Villa Ikabaru, ubicado en la parroquia Unare de la ciudad de Puerto Ordaz, la familia López Villa al igual que la Requena Moya, utilizan los dvd’s pirateados o mejor conocidos como “quemaditos” para distraerse. Ellos aseguran que los televisores se encuentran más tiempo apagados que encendidos y que jugar juegos de mesa como Ludo es algo que se ha convertido en una actividad cotidiana para ellos. Ver vídeos en Youtube ha sido otra opción para ver contenido diferente a través de una pantalla.

Al sur del estado es más de lo mismo

Al sur del estado, en el poblado de Tumeremo, específicamente en la parroquia Sección Capital Sifontes del municipio Sifontes; la familia Vivas Perez se ha dedicado a jugar juegos de mesa como Dominó y a ver clases de manera presencial como método de distracción. A pesar de que tienen Directv colombiano, aseguran que la programación no es de su interés por lo que no le dan el mismo uso que el que le daban al Directv venezolano.

La familia Ramírez La Grave, del sector El Callao, parroquia El Callao, explicó que a pesar de que tenían cable siempre habían querido contratar el servicio de Directv; sin embargo como en la zona los problemas de electricidad quemaron los televisores, tuvieron que quitar el cable a pesar de que era la única distracción que tenían al llegar de largas jornadas laborales.

Su distracción llegaba cuando viajaban hasta Puerto Ordaz, lugar en donde sí contaban con Directv. A pesar de que se quedaron sin esa opción el 19 de mayo y por la cuarentena tuvieron que regresar a El Callao; la rutina del diario seguía siendo muy parecida, pues los adultos se iban a trabajar desde las seis de la mañana hasta las seis de la tarde, por lo que llegaban a cenar y a compartir un rato en familia; para luego ir a dormir.

Los jóvenes que al ser estudiantes de la Ucab Guayana vivían en Puerto Ordaz, sí tenían una rutina en la que Directv estaba presente, la cual luego de su salida y posterior regreso de ambas estudiantes a El Callao, hizo que se dedicaran a jugar Stop y Ludo, ver Netflix y a veces escuchar música o jugar con su mascota. Por el mismo tema de que la electricidad se va al menos dos veces por día, pasan las horas hablando y muchas veces así se va todo el día. 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here