Inicio COVID-19 Cooperación entre comercios y ciudadanos es necesaria para prevenir la Covid-19

Cooperación entre comercios y ciudadanos es necesaria para prevenir la Covid-19

El uso de las medidas de bioseguridad y la consciencia de los ciudadanos en torno al virus son fundamentales para la apertura de los sectores productivos del país

32
0

La restricción de horarios en cortos periodos de tiempo a través de las medidas de 7+7 (una semana de flexibilización de la cuarentena y otra de radicalización en las medidas) en los comercios a nivel nacional trae problemas como el desempleo, falta de producción y quiebre de empresas a lo largo del territorio nacional.

Tanto el presidente del Consejo Nacional del Comercio y los Servicios (Consecomercio), Felipe Capozzolo y el presidente de la Confederación Venezolana de Industriales (Conindustria), Adán Celis, expresaron que las medidas de restricción de horarios en los sectores comerciales a lo largo del país son perjudiciales, puesto que no son los comercios los que generan un foco de COVID-19, sino la falta de consciencia que existe en los ciudadanos en cuanto a las medidas de bioseguridad.

A partir del 10 de agosto la administración de Nicolás Maduro implementó a través de la modalidad del 7+7 la apertura durante la semana de flexibilización correspondiente de los siguientes sectores comerciales no considerados prioritarios durante el confinamiento a causa del Coronavirus.

Los sectores no prioritarios que abrieron sus puertas fueron: Consultorios: 7:00 a.m. a 2:00 p.m.; bancos: 9:00 a.m. a 1:00 p.m.; peluquerías: 10:00 a.m. a 4:00 p.m.; ferreterías: 11:00 a.m. a 4:00 p.m.; ópticas: 7:00 a.m. a 12:00 m.; reparaciones electrónicas (celulares, computadoras): 12:00 m. a 5:00 p.m.; comercializadoras del sector textil, talleres de costura, reparación y mercerías: 12:00 m. a 5:00 p.m.; industria y comercialización de papelería y librerías: 7:00 a.m. a 12:00 m.; heladerías y cafeterías (solo para llevar): 1:00 p.m. a 5:00 p.m.; lavanderías y tintorerías: 12:00 m. a 5:00 p.m.; servicios encomiendas: 9:00 a.m. a 1:00 p.m., y atención veterinaria: 1:00 p.m. a 4:00 p.m.

Abrir con bioseguridad

Felipe Capozzolo, presidente de Consecomercio, explicó que la solución más acertada para los comercios es trabajar bajo las medidas de bioseguridad “asociada a la producción y la conciencia ciudadana”, haciendo referencia a que desde el gremio de comerciantes consideran que  no hay manera de que ninguna medida eficiente se va logre sin la voluntad de la gente.

Por su parte, Adán Celis, presidente de Conindustrias aseguró que la mejor acción para el sector industrial es que se abran los negocios tomando las medidas correspondientes de bioseguridad. Celis, alegó que esto sería posible si se emplean las medidas al momento en que los trabajadores accedan a las plantas de producción, con el uso del teletrabajo, de la mascarilla, con transportes que tengan espacios entre trabajadores para evitar el contacto, aunado al distanciamiento social dentro de los lugares de trabajo y ocio.

Tanto Capozzolo como Celis presentaron el 11 de agosto una propuesta conjunta que consta de 17 pasos para lograr reactivar de forma definitiva la economía nacional, con la finalidad de salvar puestos de trabajo que se encuentran en riesgo como consecuencia de las restricciones aplicadas por la administración de Nicolás Maduro en cuanto a al confinamiento.

Testimonios de comerciantes

José Landaeta, propietario de Refripartes Unifrio, negocio de refrigeración ubicado en Unare, comentó que los constantes cambios de horarios y medidas para laborar, impuestos por la administración de Nicolás Maduro, no sirven, pues “se pierde el ritmo de todo, las personas se están acostumbrando a estar a sus casas antes del mediodía, siendo esto un cambio  al patrón de vida que se llevaba”.

Por su parte, Firaz Nasser, dueño del bodegón Los Cuates, ubicado en la av. Atlántico de Puerto Ordaz, aseguró que al tener un negocio de alimentos que entra dentro de los priorizados durante el confinamiento, no se siente afectado por los cambios de horario, “algo raro que pasa es que durante las semanas de flexibilización las ventas bajan, pero en semanas de cuarentena radical sube”. Nasser, afirmó que lo que les condiciona las ventas son los problemas de gasolina y el precio del dólar paralelo que sube o baja de manera impredecible.

Landaeta al igual que Celis y Capozzolo, piensa que “con las medidas necesarias se podría abrir. Los comercios cerrados tienen pérdidas y esto causa desempleo y quiebras”. El dueño de Refripartes cree que la apertura en cabalidad de todo el sector comercial mejoraría la situación económica de los negocios, “es así que se mantienen las ventas, con los locales cerrados lo que generamos son pérdidas”, concluyó.

Situación crítica

Luego de cinco meses de haberse decretado el Estado de Alarma Nacional para frenar la propagación del COVID-19 a lo largo del país, tanto el presidente de Conindustrias como el presidente de Consecomercio, aseguraron que la situación del sector industrial y comercial de Venezuela se encuentra bajo un estado “muy difícil”.

Adán Celis, explicó que dentro de los sectores priorizados “hay industrias que se han mantenido trabajando con un 18 – 20% de su capacidad con una productividad que debería ser de 80% – 90%”. Pero con respecto a aquellas que forman parte de los sectores no priorizados que tienen 5 meses sin trabajar ha habido quiebre de compañías, pérdidas de empleos y disminución de la producción en el país.

Por su parte, Felipe Capozzolo, afirmó que luego de pasar cinco meses en confinamiento y con restricciones de trabajo “pagar nómina y mantener a los colaboradores es imposible. Los menos favorecidos son los trabajadores que tienen una relación de dependencia” con respecto al sector comercial del país.

“En este momento el enemigo es la pandemia, pero la falta de trabajo en equipo ha perjudicado en pro de torcer el brazo a la pandemia. No podemos esperar a la vacuna con los comercios cerrados”, alegó el presidente de Consecomercio. 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here